¿Tu caballo está delgado o gordo?

0

 

La Escala Henneke es un sistema que sirve para evaluar la condición corporal de tu caballo.

En el número anterior repasamos los números básicos que necesitas para asegurar que la ración de tu caballo es correcta. Ya tienes claro que el total que va a comer tu caballo será entre 1,8% a 2,2% de su peso corporal.

La dieta va a variar según su masa muscular y la acumulación de grasa. ¿Está gordito? Necesitará menos comida. ¿Este delgado? Habrá que darle más.

¿Pero cómo sabes cómo está tu caballo? A veces es difícil saber evaluar si tiene que ganar peso o si es normal según su edad y nivel de forma física.

Por esa razón, en 1983, la Universidad de A & M en Tejas creó la Escala Hennecke, un sistema de evaluación para puntuar la grasa y masa muscular del caballo. Utilizando 6 puntos de referencia (cuello, dorso, maslo, cruz, grupa y costillas), la idea fue intentar estandarizar con una definición numérica una manera más objetiva de evaluar la condición corporal del caballo. Hay que observar, pero también palpar el caballo para poder afinar dicha evaluación.

TABLA DE EVALUACIÓN DE CONDICIÓN CORPORAL HENNECKE

(Estado de gordura de 1 a 9)

  1. Pobre o extremadamente delgado
  2. Muy delgado
  3. Delgado
  4. Algo delgado
  5. En un peso adecuado (no se ven costillas pero se notan cuando se palpa el caballo)
  6. Algo Relleno (no se notan las costillas cuando se palpa el caballo)
  7. Relleno
  8. Gordo
  9. Muy Gordo

Un caballo con una condición corporal de 1 o 2 no tiene suficiente acumulación de grasa corporal y necesita cuidados veterinarios. La delgadez extrema está considerada una emergencia. Tu veterinario determinará cuando su flora intestinal es estable y puede comenzarse a administrar en su ración un pienso adecuado, papillas y/o aceites.

Condición corporal 2. Este caballo necesita cuidados veterinarios

Este sistema de evaluación a través de la Escala Hennecke es utilizado en Estados Unidos por la policía y responsables estatales para evaluar casos de posible maltrato animal. Por debajo de una condición de 3, y si el caballo no está bajo tratamiento veterinario por un problema de salud, se puede denunciar el caso y retirar la custodia del animal a su propietario.

Los caballos con una condición corporal de 3, necesitan aún grandes cantidades de forraje y algo de alfalfa para permitir que se estabilice su flora intestinal. Una vez esta esté estable y el animal presente un funcionamiento intestinal correcto, se pueden añadir papillas de forraje con aceite. El caballo empezará a ganar peso casi de inmediato y tendrá mejor aspecto, pero tardará meses, e incluso años, en estar hermoso.

Condición corporal 3.5 – este caballo necesita ganar peso y masa muscular

El caballo con una condición de 3,5 a 4,5 debe ganar peso. Con este caballo, sino existe un problema de salud, se debe aumentar el aporte calórico abriendo la mano con la ración actual, introduciendo heno o alimentos más digestibles. Los resultados son visibles, y muy notables, en un par de meses.

Un caballo con una condición de 5 está aún delgado, aunque es importante resaltar que esta condición corporal puede ser correcta según la disciplina que desarrolle, por ejemplo un caballo de carreras o raid suelen tener una condición de carnes de 5 a 5,5. Este caballo tendrá un cuello fuerte y sólido, se verán ligeramente las costillas a contraluz y se palparán con facilidad. Se notarán las puntas de la cadera bien tapadas y los posteriores sólidos pero no existirá ninguna acumulación de grasa en el maslo. El caballo de raid que tiene una condición de carnes inferior a 5 no suele terminar las carreras que superan los 100 Km.

Los caballos dedicados a Salto de Pista, Doma Clasica y Doma Vaquera suelen estar en una condición de carnes de entre 5,5 y 6. En estos casos, las costillas no son visibles a simple vista pero si se palpan. Notarás una acumulación de grasa y masa muscular en el dorso, cuello y grupa. Lógicamente, suelen ser un poquito más redondos que el caballo de carreras.

Un potro con menos de 14 meses de vida está en riesgo de padecer problemas de crecimiento como puede ser la retracción de tendones o la osteocondrosis. El manejo de su condición de carnes es primordial para reducir la probabilidad de aparición de estos problemas. La condición corporal correcta en estos casos es 5 a 5,5.

La yegua gestante se debe mantener en una condición de 5,5 a 6,5. Si está demasiada rellena pueden producirse complicaciones en el parto. En cambio, se está demasiado delgada, puede tener problemas para producir leche o quedarse cubierta la siguiente temporada.

Una condición de carnes que supera un 7 es una situación peligrosa para la salud del caballo. En estos casos no se pueden ver ni palpar las costillas, el cuello y el maslo tiene acumulaciones importantes de grasa e incluso existe celulitis, el barril del caballo es plano y hay poca cruz o ninguna.

Condición corporal 8. Peligro para su salud

 

Caballo con CC 8 (izquierda) y 9 (derecha)

About Author

Coby Bolger

Nutricionista Equina
Especialista en Fisiología del Ejercicio en equinos
coby@horse1.es

Comments are closed.

X