El músculo espinal y su importancia en la salud del caballo

0

A pesar de que se habla poco de él, el músculo espinal (spinalis cevicis) puede tener un gran impacto en la salud de la columna del caballo y en sus movimientos, sobre todo si la montura no se ajusta correctamente.

Se trata de un músculo profundo y, por lo tanto, influye en la movilización y la estabilización del área oculta de la columna vertebral en la base del cuello, entre las escápulas. Es una pequeña área triangular en la base de la cruz y es aquí donde podemos palparlo, pero en realidad es un músculo de tres partes: dorsal, torácica y cervicis. De hecho, vincula los procesos espinosos de las vértebras lumbares, torácicas y cervicales.

El Dr. James Rooney, primer director del Gluck Equine Research Center de la Universidad de Kentucky (Estados Unidos), en los años 80, se refirió a este músculo como parte del puente colgante de músculos que sostienen la columna vertebral. Normalmente, se le atribuye el papel de permitir girar la cabeza a un lado y a otro y de elevar la cabeza, así como de estabilizar la columna vertebral.

Dado que el ligamento de la nuca no se adhiere a las cervicales, resulta que este músculo cobra importancia a la hora de estabilizar y levantar la base del cuello, especialmente cuando lo hace en el punto de mayor flexión lateral. Cuando el caballo se ha montado con una silla demasiado apretada, pellizca este músculo (y/o los de al lado) y puede volverse hipertrófico, elevado y endurecido, además de producir dolor (el caballo se encoge y levanta la cabeza). De esta forma, restringe la libre circulación del hombro e impide la capacidad del caballo para soportar el peso de manera eficiente mientras se mueve.

Es entonces cuando el caballo, que ya se estaba moviendo con una postura incorrecta, oculta aún más su espalda, acorta el cuello y levanta la cabeza. Así, todos los músculos trabajan más para mantener su capacidad de movimiento. Además, si la montura está torcida y presiona más de un lado que del otro, el músculo se vuelve más hipertrófico del lado que recibe mayor presión.

Al estar conectado con las vértebras cervicales inferiores, existe una tensión muscular desigual que afecta a la columna vertebral. Sin esta estabilidad necesaria, el cuello y la cabeza son constantemente tirados más hacia un lado que hacia el otro. La asimetría de la base del cuello afecta al resto de la columna vertebral en ambas direcciones y compromete la capacidad de los caballos para trabajar con rectitud o elevación.

Fuente: The Horse’s Back

PLAN - PRICE

Description

About Author

Laura Ventura

Licenciada en periodismo Master en RRPP y gabinetes de comunicación UAB Redactora especializada en comunicación ecuestre.

Comments are closed.

X